Martes, 7 de Noviembre, 2017

Qué es el impuesto sobre la nómina o ISN

Mantener una empresa, de ninguna manera es una tarea fácil. Como patrón, para mantener un funcionamiento adecuado y obtener las mayores ganancias, debes vigilar todos los aspectos legales y organizacionales de la misma. En este sentido, existen una serie de impuestos y primas que el Estado descuenta o solicita a todas las personas naturales o jurídicas, como cobro de los servicios realizados. Uno de estos impuestos, es el que se realiza sobre la nómina de los empleados. Aquí, nos disponemos a responder todas las preguntas que como patrón, puedas tener con respecto a la cancelación del impuesto sobre nómina.

Qué es un impuesto

En primer lugar, es importante conocer y comprender qué es un impuesto y por qué es necesario para la subsistencia de un estado. Un impuesto se conoce como cierta cantidad de dinero que el Estado le cobra a los ciudadanos que cumplan con una serie de requisitos y parámetros, con la intención de cubrir los diversos gastos públicos que pueda tener una nación. Igualmente, este dinero se utiliza como método de financiamiento para llevar a cabo y poder cumplir cada una de sus funciones. Como se mencionó anteriormente, los impuestos pueden cobrarse tanto a personas morales, como a personas jurídicas.

Qué es el impuesto sobre la nómina

El impuesto sobre nómina, también puede ser conocido como impuesto sobre erogaciones por remuneraciones al trabajo personal y es una cuota de dinero que el Estado cobra a todos los patrones por realizar transacciones correspondientes a una relación laboral, es decir, el pago de sueldos, prestaciones, entre otros. Aunque este impuesto tiene un carácter local, realmente, posee la misma importancia que uno federal, pues el incumplimiento con respecto al pago del ISN puede generar sanciones o multas. Este impuesto debe ser retribuido al Estado por todas las personas (jurídicas o físicas), que tengan el título de patrones o dueños de alguna empresa.

Características del impuesto sobre nómina

Aunque ciertamente, todos los patrones de los Estados Unidos Mexicanos deben cancelar el ISN, la tasa de cada una de las empresas puede variar dependiendo del estado en donde se encuentre. Es importante aclarar que el Impuesto Sobre Nómina es un tipo de tributo local, es decir, que el monto a cancelar, efectivamente varía dependiendo del estado. Igualmente, las leyes que respaldan al cobro de este tributo también varían y están ubicadas en el Código Financiero de cada estado.

En el 2016, en la mayoría de los estados, las tasas del ISN se ubicaban en un 1.8% y 3.0%. Sin embargo, existían excepciones en donde el monto era mucho menor, como en Hidalgo, Sinaloa, Baja California y Campeche. Por otro lado, hay estados en donde el cobro del ISN supera a las tasas más comunes, como por ejemplo en los estados de: Chihuahua, Estado de México, Quintana Roo, Distrito Federal, Oaxaca, Nuevo León, entre otros.

Cómo se declara el pago del ISN

El Impuesto Sobre Nómina comienza a pagarse una vez que como patrón, realices el primer pago a tus trabajadores. Esta, es una declaración que debes hacer mensual ante la respectiva Secretaría de Finanzas de tu estado y debe cancelarse antes de los 17 de cada mes. Si en algún momento, decides suspender las actividades de tu empresa y aunque no se haya realizado pagos correspondientes a los salarios, aguinaldos, prestaciones y otras primas, debes seguir declarado el ISN.

Qué integra el ISR

Al declarar el Impuesto Sobre Nómina, al mismo tiempo, se declaran todas las siguientes primas y quedan cubiertas ante la Secretaría de Finanzas del estado correspondiente.

  • Sueldos mensuales, quincenales o semanales.
  • Horas extras canceladas a los trabajadores de la empresa.
  • Premios o bonos, dadas a los empleados como un método de incentivo.
  • Primas por antigüedad, es decir, por cada año que se cumple laborando para la empresa.
  • Comisiones.
  • Compensaciones.
  • Aguinaldos y primas vacacionales.
  • También, se incluyen todos los pagos a los administradores, directivos, miembros de vigilancia u otros empleados de la empresa.

Aspectos no integrados en el ISN

Asimismo, al declarar el ISN no se incluyen las siguientes cosas:

  • Gastos funerarios del personal laboral de la empresa.
  • Las aportaciones para el SAR.
  • Gastos por instalación de equipos, infraestructura o materiales para el correcto funcionamiento del trabajo.
  • Jubilaciones, o pensiones por retiro.
  • Primas correspondientes al IMSS.
  • Primas correspondientes al ISSTE.
  • Viáticos o gastos representativos.
  • Cuotas a pagar por los seguros obligatorios de los empleados.
  • Prestaciones de previsión social, tanto regulares, como permanentes.
  • Utilidades por participaciones en la empresa.
  • La contratación de personal con discapacidades.

Subsidio del ISN

Como forma de incentivo a todos los trabajadores, patrones y emprendedores de los Estados Unidos Mexicanos, el Estado ha decidido otorgar el subsidio, en algunos casos, hasta completo del Impuesto Sobre Nómina, exonerando así, a todos los patrones que presenten los requisitos necesarios. Claramente, la exoneración del Impuesto no puede ser otorgado a todos, pues el Estado sigue necesitando fondos para cubrir diversos gastos públicos. Sin embargo, mediante un proceso de selección la Secretaría de Finanzas de México tiene la capacidad de otorgar la exoneración del ISN a los patrones que presenten las siguientes características:

  • Empresas nacientes, que tomen por decisión instalar su sucursal en el Estado de México.
  • Cualquier empresa o compañía que decida emplear a personas que superen o igualen los 60 años, brindando un mayor campo y fuente de trabajo.
  • Cualquier empresa o compañía que decida emplear a los egresados de 2013, 2014 o 2015 con un nivel educativo técnico, tecnológico o profesional.

Si aún no ha decidido comenzar con las actividades laborales en su empresa y está buscando información, estas características pueden darle una clara idea de los mejores lugares para su instalación y funcionamiento, además del recurso humano que debería contratar, siempre y cuando quiera acceder al beneficio dado por el Estado de la exoneración del ISN.

Más Artículos...
Más Artículos...