4 consejos para abordar el tema de vacunas (y antivacunas) con tus empleados

Antivacunas en el ámbito laboral

Vacunarse o no vacunarse. Durante el último año este ha sido uno de los más grandes dilemas en todo el mundo. Por un lado, los estudios científicos han demostrado la utilidad de las vacunas para frenar el contagio masivo de SARS-CoV-2, mientras que muchos otros han cuestionado su eficacia y posibles efectos negativos a largo plazo. Como líder empresarial o profesional de recursos humanos quizá te hayas preguntado cómo tratar este tema con tus empleados, así que hablaremos sobre la importancia del conflicto entre antivacunas y provacunas en el espacio laboral y cómo puedes abordar esta cuestión en tu negocio. 

¿Quién es una persona antivacunas? 

Son aquellas que, por diversos motivos, no están de acuerdo con la aplicación de vacunas como medio de contención de una enfermedad. Durante la pandemia por COVID-19, diversos argumentos han defendido esta posición, entre ellos:

  • Que las vacunas no han sido probadas con suficiente rigor.
  • Que no se conocen los efectos secundarios de estos biológicos.
  • Que no se sabe claramente en qué poblaciones deben aplicarse.

¿Es legal obligar a vacunarse para trabajar en México? 

Aunque en otros países comienzan a establecerse leyes al respecto, sobre todo para asistir a eventos o al espacio de trabajo, en México no es así. Ejercer cualquier tipo de coerción que lleve a una persona a vacunarse contra su deseo es una violación de la Ley Federal del Trabajo y de la Constitución y, por tanto, es considerado un acto ilegal. 

 Si una empresa condiciona el trabajo de un empleado a ser vacunado o filtre a los candidatos a un puesto por este motivo, las personas tienen derecho a presentar una queja ante la Procuraduría de la Defensa del Trabajo. La empresa puede ser sujeta a sanciones por discriminación debido a que habría violado los derechos y garantías de las personas afectadas.

Por eso es importante que la empresa sea capaz de mediar en estas situaciones.

¿Cómo gestionar a las personas antivacunas en el espacio laboral? 

1.     Respeta las leyes individuales  

Ya que no existen marcos legales que obliguen a los trabajadores a vacunarse, la única ley que debe tomarse en cuenta es la de cada individuo. A pesar de que la vacunación puede ser una vía para terminar con la pandemia, existen buenos motivos por los que alguien puede preferir no vacunarse, sobre todo si tiene alguna afección médica de cuidado

2.     Considera a las personas que son población de riesgo

 Independientemente de la posición que las personas han tomado respecto a las vacunas, un hecho comprobado es que las personas mayores y con comorbilidades tienen un mayor riesgo de sufrir consecuencias graves por COVID-19. Para promover la vacunación o la adopción de prácticas higiénicas puedes concientizar a tus empleados sobre el riesgo al que pueden estar sometidos algunos de los miembros de tus equipos de trabajo. 

3.     Escucha las preocupaciones de antivacunas y provacunas

Los departamentos de Recursos Humanos deben mantenerse neutrales en la discusión entre partidarios y detractores de las vacunas. Sin embargo, sí pueden facilitar información veraz sobre su eficacia para reducir el riesgo de contagio. 

Recuerda que las compañías están obligadas a compartir información en materia de salud y a crear campañas preventivas, con el fin de promover el bienestar y cuidado de los trabajadores. Algunos argumentos antivacunas parten de la desinformación, por lo que resolver dudas y proveer datos comprobados pueden incentivar la inoculación.

Por otro lado, abre la puerta para que ambas posturas sean escuchadas y así sea más sencillo encontrar un punto en común.

4.     Revisar los recursos de la empresa y los ideales que desea seguir comunicando a sus trabajadores, proveedores, clientes y sociedad en general

Si tus trabajadores tienen definida su posición, busca una solución en la que todos se sientan seguros y cómodos. Puedes implementar esquemas de asistencia diferidos o crear espacios para personas antivacunas y empleados vacunados. Otra opción es, en la medida de las posibilidades de tu empresa, reducir grupos de personas para que haya menos oportunidades de contagio, rotar turnos o incluso adelantar vacaciones.

La imagen de una empresa es fundamental para comunicar sus ideales y valores fuera de ella. Evalúa si la tuya es partidaria de alguna posición y, si es así, promueve esa cultura entre los colaboradores.

A pesar de que este tema ya causa gran polémica entre las personas, es necesario tomarlo con la mayor seriedad. Promueve que en la gestión de recursos humanos se busque la mejor solución para tu negocio, a fin de mantener el profesionalismo y el bienestar de todos los miembros del equipo, evitando prejuicios que dañen la interacción entre las personas que colaboran diariamente.

Seguro médico para pymes | Runa HR

¿Te gustó el artículo? Regálanos un aplauso

¿Te gustó el artículo?
Regálanos un aplauso

3
Anterior:

HR Management

Beneficios de tener activado el Buzón Tributario como empresa Antivacunas en el ámbito laboral Vacunarse o no vacunarse ...
Siguiente:

HR Management

Capital humano: el activo más importante de toda empresa Antivacunas en el ámbito laboral Vacunarse o no vacunarse ...


This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds