Miércoles, 8 de Noviembre, 2017

Cómo se paga un día de descanso trabajado

Para el beneficio de los trabajadores, la ley establece que por cada 6 días trabajados existirá uno de descanso completamente pagado. Esto para garantizar que a la semana, el trabajador cuente al menos con un día de asueto remunerado para el reposo o la recreación. En ocasiones extraordinarias el trabajador deberá asistir incluso ese día a laborar, siempre y cuando se llegue a un acuerdo de manera voluntaria y tal vez sólo sea necesario cambiar el día de descanso por otro que no sea el usual.

Pero ¿qué sucede cuando el trabajador debe acudir toda la semana y no obtiene su descanso? Primero que nada, debemos recordar que este descanso es obligatorio y es el trabajador quien decide si lo cede voluntariamente. Por trabajar en su día de descanso, es acreedor al 200% extra de su salario diario; esto no es una extensión de su sueldo, sino técnicamente se trata de una remuneración por no haber recibido su derecho. La Ley Federal del Trabajo sugiere que el día de descanso sea domingo, pero esto siempre dependerá de las necesidades del lugar de trabajo. Quienes laboren en domingo son acreedores a un porcentaje extra llamado prima dominical.

Diferencia entre el día de descanso y el día festivo trabajado

Un día festivo se otorga por las celebraciones o fechas especiales marcadas por la Ley Federal del Trabajo como obligatorias, está destinado a que el trabajador cuente con el tiempo para celebrar o conmemorar estas fechas; el día de descanso semanal se trata del descanso merecido para renovar energía y es de carácter obligatorio por sus comprobados beneficios a la salud física y mental de los trabajadores.

Cómo calcular el pago de un día de descanso trabajado

Hagámoslo con un ejemplo: El día de descanso designado para Ana es el martes de cada semana. Por temporada, la empresa he tenido mucha actividad y el patrón de Ana arregla con ella la posibilidad de que trabaje en su día de descanso y ella acepta. Al día, Ana recibe $120 por su jornada. Si el día de descanso se paga y además se es acreedor a una remuneración del 200% del salario diario, Ana recibirá: $120 x 7 = $840 (por su semana regular) y 120 x 200% = $240 (como remuneración por trabajar en su día de descanso). Esa semana, Ana recibirá $840 + $240 = $1080.

Este pago es exento para ISR en un 50% siempre y cuando no sobrepase los 5 salarios mínimos. Si el salario mínimo para el D.F. es $80.04, la cantidad máxima a recibir como remuneración es $400.2, por lo que el pago de $240 de Ana será exento de ISR en un 50%. Para el cálculo bimestral del IMSS, este pago será integrado en un 100%.

Más Artículos...
Más Artículos...