¿Puedo deducir los gastos de la posada y los regalos de mi empresa?

¿Los gastos de las posadas son deducibles?

Ya empezaron las fiestas y, en la mayoría de las empresas, se planea la “posada de la oficina”. Esta es una excelente manera de integrar a tus colaboradores, descansar un poco de las labores diarias y pasarla bien, pero, ¿sabías que los gastos de la posada son deducibles para las empresas?

¿Por qué hacer una fiesta navideña?

A nivel laboral, diciembre es uno de los meses más complejos, ya que es el cierre de año y los empleados suelen tener una carga de trabajo elevada y niveles de estrés superiores a los normales.

El realizar este tipo de actividades y que los empleados asistan ayuda a mejorar la productividad.  Además, motiva a los colaboradores al sentirse parte de la organización y refuerza los canales de comunicación al convivir con los líderes y compañeros de otros departamentos.

El Artículo 7 de la Ley de Impuesto Sobre la Renta (LISR) establece que los gastos generados por el evento y los regalos que se brindan a los empleados pueden ser deducibles, puesto que es considerado como previsión social. La previsión social son los artículos o prestaciones que estén destinados al mejoramiento de la calidad de vida de nuestros trabajadores los cuales pueden ser:

  • Cena de fin de año (alimentos y bebidas)
  • Decoración, ambientación y derivados
  • Regalos para los empleados, apoyos o incluso alimentos para sus cenas navideñas

Además, los adornos navideños también son deducibles de impuestos, debido a que se pueden considerar como indispensables para atraer clientes.

¿Se pueden deducir los regalos para los clientes?

De acuerdo con el Artículo 28 de la LISR, existe la posibilidad de excepcionar productos que estén relacionados a la prestación de servicios que sean ofrecidos a los clientes de forma general. Esto significa que si la empresa entrega regalos a los clientes, estos podrán ser considerados como gastos deducibles. La razón es que de este modo agradecemos que nos sigan eligiendo, por lo que seguirán adquiriendo nuestros productos y servicios. Cabe mencionar que esto no se limita solo a los regalos, sino también a los eventos que se celebran para agradecer la lealtad de los clientes.

Te recomendamos que, dentro del presupuesto anual destines una parte para este evento considerando las prestaciones tanto económicas como emocionales para tu talento. Si bien no todas las empresas tienen esta facilidad, lo que importa es la intención por parte de los directivos para agradecer el trabajo realizado.

  • Tags:
  • Fiesta de fin de año
  • gastos deducibles

¿Te gustó el artículo? Regálanos un aplauso

¿Te gustó el artículo?
Regálanos un aplauso

0
Anterior:

HR Management

Cajanauta.com ¿Los gastos de las posadas son deducibles Ya empezaron ...
Siguiente:

HR Management

TECHO ¿Los gastos de las posadas son deducibles Ya empezaron ...