Todo sobre caja de ahorro: ¿qué es y cómo funciona?

Tabla de contenidos

  1. ¿Qué es una caja de ahorro?
  2. ¿Para qué sirve la caja de ahorro? 
  3. ¿Cómo funciona la caja de ahorro? 
  4. ¿Cuál es la normativa de la caja de ahorro? 
  5. ¿Cuáles son los beneficios de la caja de ahorro?
  6. ¿Qué son los préstamos de la caja de ahorro?
  7. ¿Cómo funcionan las inversiones y ganancias de caja de ahorro?
  8. ¿Qué tipos de caja de ahorro existen en México?
  9. ¿Cuál es la diferencia de caja de ahorro y fondo de ahorro?
  10. ¿Cómo funciona la deducibilidad de caja de ahorro?
  11. ¿Cómo se calcula la caja de ahorro?
  12. ¿Cómo contratar caja de ahorro?
  13. ¿Qué factores considerar al elegir un proveedor?
  14. Otros recomendaciones claves

Fomentar el ahorro entre los trabajadores es esencial para promover su bienestar económico, financiero y personal. Sin embargo, muchas veces los empleados no quieren comprometer parte de sus ingresos de manera constante, y en ocasiones, buscan opciones de préstamos más cómodas y seguras que les ayuden a su estabilidad financiera.

Si a tu empresa le interesa crear una cultura del ahorro entre su plantilla sin condicionar sus percepciones, la caja de ahorro es la mejor opción para ti y para ellos. 

En este artículo, te proporcionaremos toda la información necesaria sobre la caja de ahorro: desde su funcionamiento, ventajas para tu empresa y tus empleados, hasta los detalles clave para comprender su cálculo, límite legal y deducción correspondiente. 

¿Qué es una caja de ahorro?

La caja de ahorro es un programa financiero en donde una empresa o un tercero, se encargan de resguardar montos del salario de los empleados que voluntariamente se acumulan para su ahorro. 

Es un programa financiero que las empresas ofrecen a su personal como prestación superior a la ley a través de una entidad financiera que se encarga de gestionar y de hacer el descuento o retención periódica de los montos fijos o porcentajes de sueldo decididos por el empleado. 

En este sistema, los trabajadores eligen la cantidad de dinero que se deducirá regularmente de sus salarios, y la empresa se encarga de realizar dicha deducción. El objetivo es promover el ahorro entre los colaboradores y brindarles la oportunidad de acceder a préstamos con bajas tasas de interés. 

¿Para qué sirve la caja de ahorro? 

En términos simples, la manera en como funciona una caja de ahorro responde a los siguientes puntos: 

  • Los empleados se integran a la caja de ahorro de tu empresa y destinan un porcentaje de su salario a la institución financiera para su ahorro.  
  • La entidad financiera presta el dinero depositado por los empleados a otras personas, a una tasa de interés más alta de lo que los empleados recibirán en su cuenta. De esta manera, la institución financiera obtiene ganancias por gestionar el dinero de los empleados.
  • Posteriormente, la institución financiera cobra el capital prestado más los intereses y deposita la parte correspondiente de intereses en la cuenta de ahorro de los empleados.

En lo que respecta a los intereses generados por los fondos depositados en la caja, suelen ser más atractivos en comparación con los ofrecidos por las entidades bancarias. Además, los ingresos derivados de esta fuente pueden estar sujetos a deducciones fiscales en el Impuesto sobre la Renta (ISR) bajo ciertas condiciones.

La caja de ahorros ofrece diversas cuentas con diferentes plazos y tasas de rendimiento. Esto significa que existen opciones con vencimientos diarios, mensuales, trimestrales o anuales. Los trabajadores pueden realizar depósitos adicionales en la caja en cualquier momento y recibir intereses por el dinero depositado.

¿Cómo funciona la caja de ahorro? 

La caja de ahorro es un sistema en el cual los colaboradores realizan aportaciones periódicas, generalmente mensuales o quincenales, que se depositan en una cuenta y generan intereses según las contribuciones o contrato establecido. Es importante tener en cuenta que la aportación no debe exceder el 30% del ingreso del colaborador.

A diferencia de otros sistemas como los Planes de Pensiones para empresas, en la caja de ahorro la empresa no tiene la obligación de hacer aportaciones. En estos casos, la compañía puede realizar una contribución al mismo tiempo que el colaborador, dependiendo de la modalidad del plan. Además, los empleados también tienen la opción de solicitar préstamos, los cuales benefician al ahorro al traducirse en intereses, y cabe mencionar que estos intereses están exentos del ISR (Impuesto Sobre la Renta).

¿Cuál es la normativa de la caja de ahorro? 

La normativa de la caja de ahorro está establecida en la Ley de Ahorro y Crédito Popular. Según esta ley, la caja de ahorro es un mecanismo legal conformado por contribuciones realizadas exclusivamente por los trabajadores de una empresa, sin la contribución del empleador. A través de este fondo, los empleados pueden acceder a préstamos con tasas de interés superiores al promedio del mercado.

Las cajas de ahorro pueden establecerse como Sociedades Civiles o Asociaciones Civiles, siempre y cuando su propósito sea promover el desarrollo integral de los trabajadores afiliados, fomentar el ahorro y la ayuda mutua mediante sistemas de ahorro y préstamo. La elección de la figura legal determinará la legislación aplicable.

¿Cuáles son los beneficios de la caja de ahorro?

Una caja de ahorro ofrece una serie de ventajas significativas tanto para los trabajadores como para las empresas que deciden implementarla. Examinemos detalladamente los beneficios que este instrumento financiero puede aportar a ambos.

Beneficios para la empresa

La caja de ahorro es una prestación muy atractiva para las empresas por las siguientes razones:

  • DEDUCIBLE: Deducible para las empresas hasta un 53%. 
  • ECONÓMICO: Costo bajo (la caja de ahorro de Runa cuesta $30 MXN al mes por empleada). 
  • MENOS ROTACIÓN: Los estudios han demostrado que uno de los principales beneficios es el ahorro, y al ofrecerlo, tendrán menos rotación de empleados. 
  • BENEFICIOS FISCALES: Las empresas pueden deducir el dinero que destinan al fondo de ahorro (cumpliendo con LFT relacionado con el fondo de ahorro). La caja de ahorro no es deducible para la empresa, ya que no participan.

Beneficios para los empleados

A los empleados también les atrae la caja de ahorro por las siguientes razones:

  • MÁS DINERO: Los empleados reciben en promedio un 174% más de lo que ahorran. Además, no pagan impuestos sobre el dinero ahorrado ni sobre las ganancias obtenidas.
  • MÁS FLEXIBILIDAD: Gracias al acceso a préstamos de la caja de ahorro, los empleados tienen mayor flexibilidad financiera.
  • MENOS ESTRÉS: La caja de ahorro ayuda a eliminar el estrés financiero al contar con un capital ahorrado.

¿Qué son los préstamos de la caja de ahorro?

Uno de los beneficios más populares de las cajas de ahorro son los préstamos disponibles para sus miembros. Estos préstamos están diseñados para cubrir diversas necesidades financieras, como gastos inesperados o proyectos personales. Por lo general, ofrecen tasas de interés atractivas en comparación con las instituciones financieras tradicionales (generalmente 1-2% más bajas), lo que los convierte en una opción muy atractiva.

 La duración de los préstamos puede variar, desde 3 meses hasta 12 meses, con plazos flexibles que se ajustan a las necesidades individuales, abarcando tanto préstamos a corto plazo como opciones de mayor duración.

La existencia de préstamos en una caja de ahorro tiene el propósito de brindar apoyo financiero a los empleados y promover el ahorro responsable. Al ofrecer tasas competitivas y plazos flexibles, estas instituciones permiten: 

  • Financiamiento asequible, evitando préstamos costosos y difíciles de obtener en el mercado convencional, protegiendo la estabilidad financiera de los empleados.
  • Mejora la motivación y el compromiso laboral, aliviando preocupaciones financieras y promoviendo un mejor desempeño y retención de empleados.
  • Eleva la satisfacción laboral y fomenta una cultura de ahorro y estabilidad financiera, beneficiando el bienestar financiero y la planificación a largo plazo de los empleados.

¿Cómo funcionan las inversiones y ganancias de caja de ahorro?

Las cajas de ahorro invierten los fondos acumulados en instrumentos financieros, seguros y líquidos, manteniendo un equilibrio entre riesgo y rendimiento. Algunas inversiones comunes incluyen depósitos a plazo fijo, bonos gubernamentales y corporativos, y el mercado de dinero. Estas opciones brindan estabilidad y generan intereses periódicos que contribuyen al crecimiento de los fondos.

Los retornos que los miembros pueden esperar después de 12 meses varían según la estrategia de inversión y las condiciones del mercado. En general, se espera que las inversiones en una caja de ahorro ofrezcan rendimientos superiores a las cuentas de ahorro tradicionales, con un nivel de riesgo moderado. 

Los rendimientos anuales pueden oscilar desde tasas similares a las de los instrumentos de ahorro convencionales hasta rendimientos ligeramente más elevados, según la eficiencia de la gestión de inversiones y las tasas de interés vigentes en ese período.

¿Qué tipos de caja de ahorro existen en México?

Existen dos tipos de cajas de ahorro: laboral y privada. 

Caja de ahorro laboral

En las cajas de ahorro laborales, los descuentos de los empleados se agrupan en un fondo común para ofrecer préstamos con tasas de interés más favorables. Estos préstamos son una alternativa al sistema financiero convencional.

Además, la caja de ahorro laboral ofrece beneficios fiscales de acuerdo con la Ley de Impuesto sobre la Renta (LISR). Bajo ciertas condiciones, los trabajadores no tienen que pagar impuestos sobre los ingresos generados a través de la caja de ahorro.

Caja de ahorro privada 

Las cajas de ahorro privadas funcionan como entidades legales independientes y no requieren la intermediación de una empresa. Están respaldadas por la Comisión Bancaria y de Valores, lo que brinda mayor seguridad a los usuarios.

Si estás interesado en utilizar una caja de ahorro privada, puedes hacerlo a través de las Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo (Socap). Estas se dedican a realizar operaciones de ahorro y préstamo para sus miembros. Puedes encontrar una lista completa de cajas de ahorro autorizadas en el sitio web de la CNBV.

¿Cuál es la diferencia de caja de ahorro y fondo de ahorro?

Tanto las cajas de ahorro como los fondos de ahorro son prestaciones laborales que una empresa ofrece a sus empleados con el propósito de incentivarlos, mejorar el entorno laboral, elevar su calidad de vida y reducir la rotación de personal.

Las cajas de ahorro tienen como objetivo estimular el ahorro entre los trabajadores. Los empleados autorizan a la empresa a realizar descuentos periódicos de sus salarios para destinarlos a la caja de ahorro. Después de un período acordado, los empleados pueden acceder al capital acumulado de sus contribuciones. Además, si necesitan un préstamo o crédito, pueden utilizar los fondos de su caja de ahorro.

Por otro lado, los fondos de ahorro también fomentan el ahorro, pero se diferencian de las cajas de ahorro en que el empleador contribuye con una cantidad igual a la asignada a los empleados en su fondo. Esto duplica los montos ahorrados por los empleados.

¿Cómo funciona la deducibilidad de caja de ahorro?

La deducibilidad de la caja de ahorro en México ofrece beneficios tanto a los empleados como a las empresas, permitiendo optimizar sus finanzas y obtener ventajas fiscales significativas.

Para los empleados

La deducibilidad de la caja de ahorro en México ofrece beneficios tanto a los empleados como a las empresas, permitiendo optimizar sus finanzas y obtener ventajas fiscales significativas.

Para los empleados, la caja de ahorro brinda ventajas en términos de deducibilidad. Las aportaciones que realizan a su cuenta de ahorro pueden ser deducibles en su declaración de impuestos, lo que reduce su base imponible y disminuye la cantidad de impuestos a pagar.

Esta deducción incentiva el ahorro y la planificación financiera, permitiendo a los empleados construir un colchón financiero para metas futuras como la compra de una vivienda, la educación o la jubilación.

Es importante tener en cuenta que existen limitaciones y restricciones en cuanto a la deducibilidad de las aportaciones a la caja de ahorro establecidas por las autoridades fiscales. Los empleados deben cumplir con los requisitos y límites establecidos, además de llevar un registro adecuado de sus aportaciones y estar al tanto de las regulaciones fiscales vigentes.

Para la empresa

La caja de ahorro ofrece beneficios fiscales para las empresas. Las aportaciones realizadas pueden ser deducibles como gastos operativos, reduciendo la base imponible y disminuyendo los impuestos a pagar. Esto permite contribuir al bienestar financiero de los empleados y obtener beneficios fiscales.

Es necesario cumplir con requisitos y límites establecidos por las autoridades fiscales. La caja de ahorro debe estar registrada y autorizada. La empresa debe mantener registros adecuados y cumplir con obligaciones fiscales. Por ejemplo, el descuento a los empleados debe tener el código 018 y el recibo de nómina debe contar con la certificación CFDI.

En resumen, la deducibilidad de las aportaciones a la caja de ahorro es un incentivo importante. Contribuye al bienestar financiero de los empleados y brinda beneficios fiscales a las empresas. Es fundamental cumplir con requisitos legales y mantener registros adecuados.

¿Cuál es el tope máximo de descuento?

En el artículo 110, fracción IV de la Ley Federal del Trabajo, se establece que el descuento máximo permitido al salario es del 30% del excedente del salario mínimo. Este cálculo se realiza restando al ingreso percibido el salario mínimo general vigente en la zona geográfica donde trabaja el empleado.

¿Cómo se calcula la caja de ahorro?

Para calcular la deducción de una caja de ahorro en México, sigue estos pasos:

  1. Conoce el límite legal: Verifica el límite establecido por las autoridades fiscales para las aportaciones a una caja de ahorro. Este límite puede cambiar y es importante estar actualizado.
  2. Define el porcentaje: Decide el porcentaje del salario bruto que los empleados aportarán a la caja de ahorro. Este porcentaje puede variar según la política de la empresa y las necesidades de los empleados.
  3. Calcula la deducción: Multiplica el salario bruto del empleado por el porcentaje elegido. Esto te dará la cantidad a deducir de su salario para la caja de ahorro.

Por ejemplo, si el límite legal es del 10% y un empleado gana $10,000 al mes, y la empresa decide deducir el 5% de su salario, la deducción sería:

  • $10,000 (salario bruto) x 5% = $500

Se deducirán $500 de su salario cada mes para la caja de ahorro. Recuerda que estas cifras son solo un ejemplo y deben ajustarse a las políticas y regulaciones específicas de la empresa y las leyes fiscales vigentes. Consultar con un profesional de impuestos o un contador es recomendable para garantizar la conformidad con las regulaciones fiscales aplicables.

Beneficios caja de ahorro

¿Cómo contratar caja de ahorro?

Antes de ofrecer una caja de ahorro a los empleados, las empresas deben tener en cuenta varios aspectos importantes:

  1. Beneficios para los empleados: Evaluar cómo la caja de ahorro beneficiará a los empleados, mejorando su bienestar financiero, fomentando el ahorro y brindándoles acceso a préstamos preferenciales. También considerar si esta prestación ayudará a atraer y retener talento.
  2. Costos y administración: Determinar los gastos asociados con la implementación y administración de la caja de ahorro, como los gastos de gestión, costos legales y posibles implicaciones fiscales. Comparar estos costos con los beneficios esperados.
  3. Cumplimiento legal: Asegurarse de que la caja de ahorro cumpla con todas las regulaciones legales, incluyendo el registro adecuado ante las autoridades competentes y el cumplimiento de límites y regulaciones fiscales vigentes.
  4. Evaluación financiera: Realizar un análisis financiero detallado para determinar el impacto en el flujo de efectivo de la empresa, proyectando cómo las aportaciones afectarán los gastos y los beneficios fiscales resultantes.
  5. Políticas y procedimientos: Establecer políticas y procedimientos claros para la administración de la caja de ahorro, definiendo quiénes son elegibles, cómo se realizarán las deducciones, cómo se gestionarán los préstamos y cómo se informará a los empleados sobre su funcionamiento.
  6. Comunicación y educación: Preparar una estrategia de comunicación efectiva para informar a los empleados sobre la caja de ahorro y educarlos sobre su uso. El compromiso y la comprensión de los empleados son fundamentales para el éxito de este beneficio.
  7. Beneficios fiscales: Considerar los beneficios fiscales tanto para la empresa como para los empleados al ofrecer una caja de ahorro, como la deducibilidad de las aportaciones para la empresa y la exención de impuestos para los empleados en ciertos casos.
  8. Gestión de riesgos: Evaluar los riesgos asociados con la caja de ahorro, como incumplimientos de préstamos o la necesidad de liquidez en caso de retiros masivos de fondos por parte de los empleados.
  9. Análisis comparativo: Comparar la caja de ahorro con otras prestaciones y beneficios que la empresa podría ofrecer, como planes de pensiones, seguros o bonos, para determinar la opción más adecuada para los empleados y la estrategia general de recursos humanos.
  10. Impacto a largo plazo: Considerar cómo la implementación de la caja de ahorro se alinea con la visión y cultura de la empresa a largo plazo, evaluando si contribuirá al crecimiento y la estabilidad de la organización en el futuro.

¿Qué factores considerar al elegir un proveedor?

Para tomar la mejor decisión con respecto a tu Caja de Ahorros, es importante considerar los siguientes puntos, según la Condusef y expertos en la materia:

  • Verifica el registro: Asegúrate de que la Caja de Ahorros esté debidamente registrada en el FOCOOP o en el Sistema del Registro de Prestadores de Servicios Financieros (SIPRES). Puedes acceder al SIPRES a través de este enlace: SIPRES.
  • Elige instituciones autorizadas: Realiza transacciones financieras con una de las 143 Cajas de Ahorro autorizadas y supervisadas por la CNBV. Puedes obtener más información sobre estas instituciones en el sitio web de la CNBV: CNBV. Estas instituciones suelen ofrecer un Seguro de Depósito que cubre los ahorros hasta un límite de 25 mil UDIS, equivalente a aproximadamente $131,993 pesos por persona.
  • Ejerce tus derechos como socio: Si eres miembro de la caja, asegúrate de ejercer tus derechos como socio. La Caja de Ahorros debe proporcionarte un certificado que acredite tu condición de socio y te invite a participar con voz y voto en las asambleas generales, donde se toman decisiones clave para la sociedad. Mantente informado y participa activamente en las decisiones importantes de la caja.

Recuerda que estos puntos son fundamentales para garantizar la seguridad y transparencia en tu relación con la Caja de Ahorros. Siempre es recomendable consultar con las autoridades financieras competentes y estar informado sobre tus derechos como consumidor financiero. 

Otros recomendaciones claves

Para lograr un funcionamiento eficiente y transparente de la caja de ahorro, es recomendable establecer claramente los siguientes aspectos:

  1. Exclusión de empleados con salarios mínimos: Definir que los empleados cuyos salarios sean equivalentes al salario mínimo no podrán participar en la caja de ahorro, ya que su ingreso sería inferior al mínimo permitido.
  2. Fondo de garantía: Mantener un fondo de garantía que pueda determinarse en función del posible saldo de préstamos no recuperados. Este fondo brinda seguridad y respaldo para proteger los intereses de todos los miembros de la caja de ahorro.
  3. Estatutos adecuados: Asegurarse de contar con los estatutos correspondientes, ya sea como Sociedad Civil o Asociación Civil, según corresponda. Estos estatutos establecerán las bases legales y normativas para el funcionamiento de la caja de ahorro.
  4. Reglas y regulaciones claras: Adjuntar un documento que establezca las reglas y regulaciones para todos los miembros de la caja de ahorro. Estas normas deben ser claras y transparentes para garantizar la equidad y el cumplimiento de todos los participantes.
  5. Límites y condiciones: Establecer límites tanto máximos como mínimos para las contribuciones, así como para las cantidades de préstamos, tasas de interés aplicadas, cargos por mora, descuentos a cargo de la empresa y otros aspectos relevantes. Estos límites ayudarán a mantener un equilibrio y proteger los intereses de todos los participantes.
  6. Procedimientos claros: Implementar procedimientos para manejar situaciones relacionadas con ahorros no reclamados o la designación de beneficiarios. Estos procedimientos deben ser claros y transparentes, y brindar orientación sobre cómo abordar estas situaciones de manera justa y eficiente.

La caja de ahorro de los trabajadores es un valioso instrumento que fomenta el ahorro y apoya a los empleados en la construcción de su patrimonio. Al establecer estos aspectos de manera clara y transparente, se contribuye a brindarles seguridad financiera, aumentar su motivación, generar lealtad y, en última instancia, cuidar de ellos de la misma manera en que ellos cuidan de los clientes y del negocio.

 

  • Tags:
  • Artículo
  • Caja de ahorro
  • Nómina

¿Te gustó el artículo? Regálanos un aplauso

¿Te gustó el artículo?
Regálanos un aplauso

13
Anterior:

Nómina

¿Cuál es la diferencia entre caja y fondo de ahorro?  Fomentar el ahorro entre los trabajadores es esencial para ...
Siguiente:

Nómina

Beneficios caja de ahorro Fomentar el ahorro entre los trabajadores es esencial para ...


This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

Sólo un paso más



This will close in 0 seconds


This will close in 0 seconds