Tipos de vales que se otorgan a los trabajadores

Todos agradecemos recibir un buen salario a cambio de nuestro trabajo. Sin embargo, existen muchos elementos más a considerar a la hora de aceptar una oferta laboral. Las prestaciones y beneficios laborales son uno de los atractivos más relevantes para las fuerzas laborales de hoy en día, pues los trabajadores esperan recibir compensaciones adicionales por su esfuerzo, sin sacrificar parte de su sueldo.

Seguramente has escuchado hablar de los vales de despensa, que son las prestaciones más populares de este tipo. Pero tal vez te sorprendas al saber que no son lo únicos que existen. Es por ello que en este artículo te presentaremos los tipos de vales más buscados en el mercado laboral y las ventajas que obtendría tu empresa al otorgarlos a tus empleados.

¿Qué son los vales?

Los vales son prestaciones que otorgan a su portador el equivalente a una cantidad monetaria para ser utilizada en la compra o adquisición de productos o servicios específicos. Estos vales funcionan como ayudas que el patrón da a sus trabajadores con el fin de aliviar sus gastos y ofrecer un pago en especie a la medida de sus necesidades. 

Otorgar vales a los trabajadores no es una obligación de los patrones. Sin embargo, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social promueve su uso como beneficio laboral y cuenta con normativas diseñadas para regularlos.  

Tipos de vales en el mercado

El tipo de vale que des a tus trabajadores debe ser pensado en función de sus necesidades, hábitos y actividades laborales. Algunos de los vales más populares son: 

  • Vales de despensa: que otorgan al portador un monto recurrente para la compra de productos de primera necesidad, como alimentos, abarrotes y misceláneos.
  • Vales para combustibles: generalmente ofrecidos para los trabajadores que necesitan desplazarse y que cuentan con automóvil propio.
  • Vales de alimentación: estos son diferentes a los vales de despensa, pues permiten a los trabajadores ocupar los montos en establecimientos como restaurantes y comedores propios.
  • Vales de uniforme: que facilitan la compra por parte de los empleados de su uniforme sin que represente un gasto para ellos y evita la gestión por parte de la empresa.
  • Vales para gastos empresariales: que no forman parte de las prestaciones, sino que son un formato de prepago otorgado a los empleados para los gastos relacionados con sus actividades (gasolina, estacionamiento, alimentación u hospedaje, entre otros).

Existen muchos otros tipos de vales que no son considerados como prestaciones, sino como bonos otorgados sin una periodicidad específica. Estos pueden tener la forma de tarjetas de regalo, reconocimientos o premios que, sin duda, pueden incidir positivamente en la motivación y desempeño de tus trabajadores. 

¿Cómo calcular el monto de los vales?

Una de las grandes ventajas que tienen los vales es que pueden ser utilizados por las empresas para reducir el pago de cuotas al IMSS y de impuestos. Esto se debe a que los algunos vales son deducibles de impuestos, por lo que son una buena estrategia para disminuir tus gastos y evitar que tus trabajadores perciban descuentos en su salario.

En el caso de los vales de despensa, los límites son:

Límite en materia fiscal: 7 veces la UMA ($2,886.60 x 7= $20,206.20)

Para temas de integración del salario base de cotización no debe de rebasar, el 40% del valor de UMA.

Valor de UMA en la Ciudad de México: $96.22 ($2,886.60 mensuales)

Límite UMA: 40% de UMA ($2,886.60 x 40%= $1,154.64)

Para vales de uniformes, alimentación y gasolina, la deducibilidad es del 100% y están exentos de ISR, ya que son prestaciones de previsión social y forman parte de gastos operativos. 

Ventajas de los vales para tu empresa

  1. Reducen el pago de impuestos y cargas sociales: disminuyen los gastos operativos, laborales y financieros de la empresa y optimizan el aprovechamiento de los recursos.
  2. Atraen al mejor talento, debido a que las fuerzas laborales tienden a aceptar ofertas laborales que incluyan paquetes de prestaciones más completos y que solventen gastos corrientes.
  3. Elevan la productividad, pues ayudan a mantener motivado al personal. Además, en el caso de los bonos de alimentación, se promueve su salud y bienestar físico. 
  4. Permiten un mayor control de gastos, ya que los vales empresariales pueden tener saldos precargados que se pueden regular o créditos fácilmente monitoreables.
  5. Simplifica procesos, pues al tener un pago recurrente se automatizan los depósitos. Gracias a que los vales generalmente son ofrecidos por terceros, las empresas pueden liberarse de estas gestiones.

¿Y qué hay de los beneficios para los empleados?

Naturalmente, los principales beneficiados de los vales son los trabajadores. Estas prestaciones fomentan la integridad de los empleados y, sobre todo, ofrecen un alivio económico para sus gastos más comunes. 

Con la tarjeta de descuentos de Runa, puedes ofrecerle a tus empleados una tarjeta digital que les da acceso a miles de descuentos en múltiples establecimientos de todo el país. Ofrece esta prestación a tus colaboradores y establece una relación en la que todos salgan ganando.

Plantilla de Ajuste Anual ISR | Runa HR

¿Te gustó el artículo? Regálanos un aplauso

¿Te gustó el artículo?
Regálanos un aplauso

0
Anterior:

Comienza tu empresa

¿Los vales de despensa son exentos de ISR? Todos agradecemos recibir un buen salario a cambio de ...
Siguiente:

Comienza tu empresa

¿Cuál es la diferencia entre el salario bruto y neto? Todos agradecemos recibir un buen salario a cambio de ...


This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds