Visor de las deducciones personales: ¿Qué es y cómo usarlo?

Tabla de contenidos

  1. ¿Qué es un visor de las deducciones personales?
  2. ¿Quién necesita hacer las deducciones personales?
  3. ¿Cuándo puedo consultar mi visor de las deducciones personales?
  4. ¿Cómo puedo consultar mi visor de las deducciones personales?
  5. ¿Cuál es la lista de conceptos considerados en deducciones personales?
  6. ¿Qué pasa si no haces tus deducciones personales?
  7. ¿Qué pasa si haces mal tus deducciones personales?
  8. ¿Cuáles son los errores comunes en las deducciones personales?
  9. ¿Cuáles son los consejos de éxito a la hora de gestionar las deducciones personales?

El SAT te ofrece una herramienta llamada “visor de deducciones personales”. Con ella, puedes verificar qué facturas puedes usar para deducir impuestos en tu declaración anual. Te explicamos cómo funciona.

¿Qué es un visor de las deducciones personales?

El visor de deducciones personales es una herramienta gratuita del Servicio de Administración Tributaria (SAT) de México. Te permite consultar las facturas que han sido emitidas a tu nombre y que pueden ser deducibles de impuestos en tu declaración anual.

En otras palabras, te ayuda a:

  • Saber qué facturas puedes usar para reducir el monto de impuestos que debes pagar.
  • Evitar errores en tu declaración anual por deducir conceptos no permitidos.
  • Ahorrar tiempo y esfuerzo al preparar tu declaración.

deducciones personales

¿Quién necesita hacer las deducciones personales?

En México, las deducciones personales son un beneficio fiscal al que pueden acceder toda aquella persona física que obtienen ingresos por diversos conceptos, como:

  • Salarios y honorarios
  • Actividad empresarial
  • Arrendamiento
  • Enajenación de biene
  • Intereses
  • Dividendos

Las deducciones personales te permiten reducir la cantidad de impuestos que debes pagar al gobierno. Esto se logra al restar de tu base gravable (el monto sobre el que se calcula el impuesto) ciertos gastos que la ley considera deducibles.

En general, las deducciones personales son útiles para:

  • Personas que tienen un alto nivel de ingresos.
  • Personas que realizan muchos gastos deducibles, como gastos médicos, colegiaturas o intereses de un crédito hipotecario (o crédito INFONAVIT)
  • Personas que quieren optimizar su declaración anual y pagar menos impuestos.

Sin embargo, no todas las personas necesitan hacer deducciones personales. Si tus ingresos son bajos o no tienes muchos gastos deducibles, es posible que no te convenga realizar deducciones.

Para determinar si te conviene o no hacer deducciones personales, es importante que:

Si tienes dudas sobre si te conviene o no hacer deducciones personales, te recomiendo consultar con un contador o un especialista en materia fiscal.

A continuación, te presento algunos ejemplos de personas que podrían necesitar hacer deducciones personales:

  • Un médico que gana un salario alto y tiene muchos gastos médicos deducibles.
  • Un padre de familia que paga colegiaturas de sus hijos en una escuela privada.
  • Una persona que tiene un crédito hipotecario y paga intereses altos.

En estos casos, las deducciones personales podrían ayudar a estas personas a reducir significativamente el monto de impuestos que deben pagar.

¿Cuándo puedo consultar mi visor de las deducciones personales?

El visor de deducciones personales del SAT ya está disponible para su consulta. Puedes acceder a él en cualquier momento a través del portal del SAT

Sin embargo, la información que se muestra en el Visor puede variar según el tipo de deducción:

  • Para las deducciones por salarios y honorarios, la información estará disponible a partir del mes de abril del año siguiente al que corresponde la deducción.
  • Para las deducciones por intereses reales pagados por créditos hipotecarios, la información estará disponible a partir del mes de febrero del año siguiente al que corresponde la deducción.
  • Para las demás deducciones, la información estará disponible a partir del mes de mayo del año siguiente al que corresponde la deducción.

Es importante tener en cuenta que el SAT actualiza la información del Visor de deducciones personales de forma regular. Por lo tanto, te recomiendo que consultes el visor periódicamente para verificar si hay nueva información disponible.

¿Cómo puedo consultar mi visor de las deducciones personales?

El Visor de deducciones personales es muy fácil de usar:

  1. Ingresa al portal del SAT con tu Registro Federal de Contribuyentes (RFC) y contraseña.
  2. Selecciona la opción “Declaraciones” y luego “Visor de deducciones personales”.
  3. El sistema te mostrará una lista de las facturas que puedes deducir.
  4. Puedes filtrar la información por RFC del emisor, folio fiscal, tipo de deducción, periodo, etc.
  5. También puedes descargar la información en formato PDF o CSV.

Es importante tener en cuenta que el Visor de deducciones personales solo te muestra las facturas que han sido emitidas a tu nombre. No te indica si las facturas son deducibles o no, ya que esto depende de diversos factores, como tu tipo de actividad económica, tus ingresos y los requisitos específicos de cada deducción.

Para asegurarte de que las facturas que declares sean deducibles, te recomiendo consultar con un contador o un especialista en materia fiscal.

¿Cuál es la lista de conceptos considerados en deducciones personales?

La lista de conceptos considerados en deducciones personales en México para el ejercicio fiscal son los siguientes:

Gastos médicos, dentales y hospitalarios:

  • Honorarios médicos, dentales y de otros profesionales de la salud
  • Gastos hospitalarios, incluyendo internamiento, estudios de laboratorio, rayos X, etc
  • Medicamentos y prótesis
  • Compra de anteojos y lentes de contacto
  • Gastos por servicios de ambulancia
  • Gastos por primas de seguros de gastos médicos 

Gastos funerarios:

  • Gastos por servicios funerarios, incluyendo inhumación o cremación
  • Gastos por compra de ataúd o urna
  • Gastos por lápida o monumento

Donativos:

  • Donativos a instituciones donatarias autorizadas por el SAT
  • Donativos a entidades no donatarias, con un límite del 7% de los ingresos del contribuyente

Aportaciones voluntarias a la subcuenta de aportaciones complementarias de retiro (SAR):

Primas por seguros de gastos médicos:

  • Primas por seguros de gastos médicos para el contribuyente, su cónyuge, concubina o concubinario, sus padres, hijos o ascendientes. ¿Quieres saber más sobre el Seguro de Gastos Médicos Mayores o Menores para tus empleados? Mira nuestro artículo sobre el tema.

Transporte escolar obligatorio:

  • Gastos por transporte escolar obligatorio para el contribuyente, su cónyuge, concubina o concubinario, sus padres, hijos o ascendientes.

Depósitos en cuentas especiales para el ahorro para el retiro:

  • Depósitos en cuentas especiales para el ahorro para el retiro, incluyendo las aportaciones a planes personales de retiro (PPR).

Pagos por servicios educativos:

  • Colegiaturas en instituciones educativas privadas, incluyendo preescolar, primaria, secundaria, preparatoria y profesional.

Intereses reales pagados por créditos hipotecarios:

  • Intereses reales pagados por créditos hipotecarios destinados a la adquisición de una vivienda

Es importante tener en cuenta que existen algunos requisitos que deben cumplirse para poder deducir estos conceptos. Por ejemplo, los gastos médicos deben ser pagados a profesionales de la salud con cédula profesional y los donativos deben ser realizados a instituciones donatarias autorizadas por el SAT.

Te recomiendo consultar la Ley del Impuesto Sobre la Renta y la Guía de deducciones personales del SAT para obtener más información sobre los requisitos específicos de cada deducción.

También puedes consultar con un contador o un especialista en materia fiscal para que te asesore sobre las deducciones a las que puedes tener derecho.

¿Qué pasa si no haces tus deducciones personales?

Si no haces tus deducciones personales, podrías pagar más impuestos de los que te corresponden. Esto se debe a que las deducciones te permiten reducir tu base gravable, que es el monto sobre el que se calcula el impuesto.

Sin embargo, no siempre es necesario hacer deducciones personales. Si tus ingresos son bajos o no tienes muchos gastos deducibles, es posible que no te convenga realizar deducciones.

Para determinar si te conviene o no hacer deducciones personales, es importante que:

  • Analices tus ingresos y tus gastos deducibles.
  • Consultes la Ley del Impuesto Sobre la Renta y la Guía de deducciones personales del SAT.
  • Realices una simulación de tu declaración anual con y sin deducciones.

Si tienes dudas sobre si te conviene o no hacer deducciones personales, te recomiendo consultar con un contador o un especialista en materia fiscal.

¿Qué pasa si haces mal tus deducciones personales?

Si haces mal tus deducciones personales, podrías enfrentar diversas consecuencias:

  1. Pagar más impuestos de los que te corresponden: Si deduces conceptos que no son deducibles o si no cuentas con la documentación completa, el SAT podría ajustar tu declaración anual y cobrarte la diferencia de impuestos, además de recargos e intereses.
  2. Multas: El SAT puede imponer multas por errores en las deducciones personales, las cuales varían según la gravedad del error.
  3. Sanciones: En casos más graves, el SAT podría incluso iniciar un proceso legal en tu contra.

Para evitar estos problemas, es importante que tengas cuidado al realizar tus deducciones personales y que te asegures de cumplir con los siguientes requisitos:

  • Deducir solo conceptos que sean deducibles según la Ley del Impuesto Sobre la Renta.
  • Contar con la documentación completa para cada deducción, como facturas, recibos, tickets, etc.
  • Llevar un registro ordenado de tus gastos deducibles.
  • Conservar tus comprobantes de pago por un periodo de cinco años.
  • En caso de dudas, consultar con un contador o un especialista en materia fiscal.

Aquí te dejo algunos ejemplos de errores comunes al hacer deducciones personales:

  • Deducir gastos personales, como ropa, comida o entretenimiento.
  • Deducir gastos sin comprobante de pago.
  • Deducir gastos pagados en efectivo.
  • Deducir gastos realizados a nombre de otra persona.
  • No declarar correctamente los ingresos.

Si cometiste un error en tus deducciones personales en el pasado, es importante que lo corrijas lo antes posible. Puedes presentar una declaración anual complementaria para ajustar tu declaración original y pagar la diferencia de impuestos, recargos e intereses.

Evitar errores en tus deducciones personales te ayudará a evitar problemas con el SAT y a pagar solo los impuestos que te corresponden.

¿Cuáles son los errores comunes en las deducciones personales?

Según el SAT, existen algunos errores frecuentes que los contribuyentes cometen al momento de deducir sus deducciones personales. Prestar atención a estos detalles te ayudará a evitar problemas con las autoridades fiscales:

1. No conservar los comprobantes de pago: Es fundamental guardar todos los comprobantes de pago relacionados con tus deducciones personales, como facturas, recibos, tickets, etc. Debes conservarlos por un periodo de cinco años en caso de que el SAT te los solicite.

2. Deducir conceptos no deducibles: No todos los gastos son deducibles. Es importante conocer la lista de conceptos que la ley considera deducibles para evitar errores. Algunos ejemplos de conceptos no deducibles son:

  • Gastos personales, como ropa, comida o entretenimiento
  • Gastos sin comprobante de pago
  • Gastos pagados en efectivo
  • Gastos realizados a nombre de otra persona

3. Deducir gastos sin tener la documentación completa: Además de los comprobantes de pago, es importante tener la documentación completa para cada deducción. Por ejemplo, para deducir gastos médicos, necesitas la factura del médico, el recibo de pago y el diagnóstico médico.

4. No declarar correctamente los ingresos: Es importante declarar correctamente todos tus ingresos para que el SAT pueda calcular correctamente tu base gravable y determinar el monto de impuestos que debes pagar. No declarar algunos ingresos podría derivar en multas o recargos.

5. No actualizar la información: Es importante actualizar tu información en el portal del SAT cada vez que haya un cambio en tus ingresos, deducciones o situación familiar. Esto te ayudará a evitar errores en tu declaración anual.

6. No solicitar asesoría profesional: Si tienes dudas sobre las deducciones personales, es recomendable consultar con un contador o un especialista en materia fiscal. Un profesional te puede ayudar a evitar errores y aprovechar al máximo los beneficios fiscales a los que tienes derecho.

¿Cuáles son los consejos de éxito a la hora de gestionar las deducciones personales?

Al manejar deducciones personales, existen diferentes tipos de éxito que puedes alcanzar:

1. Reducir tu pago de impuestos: El objetivo principal de las deducciones personales es reducir la cantidad de impuestos que debes pagar al gobierno. Al deducir correctamente tus gastos, puedes disminuir tu base gravable y, por ende, el monto de impuestos que te corresponde.

2. Optimizar tu declaración anual: Un manejo adecuado de las deducciones te permite aprovechar al máximo los beneficios fiscales a los que tienes derecho. Esto significa que puedes obtener un mayor reembolso de impuestos o reducir tu adeudo en caso de que tengas uno.

3. Ahorrar tiempo y dinero: El uso de herramientas como el Visor de deducciones personales del SAT te facilita el proceso de declarar tus impuestos. Esto te permite ahorrar tiempo y evitar errores que podrían costarte dinero en multas o recargos.

4. Cumplir con tus obligaciones fiscales: Declarar correctamente tus deducciones te ayuda a cumplir con tus obligaciones fiscales de manera responsable. Esto te evita problemas con el SAT y te da la tranquilidad de estar al día con tus impuestos.

5. Planificar tu futuro financiero: Al conocer las diferentes deducciones a las que puedes acceder, puedes planificar mejor tu futuro financiero. Por ejemplo, puedes deducir tus aportaciones a un plan de retiro para asegurarte un futuro más estable.

visor de deducciones personales

  • Tags:
  • Artículo
  • Aspectos Legales
  • Deducciones

¿Te gustó el artículo? Regálanos un aplauso

¿Te gustó el artículo?
Regálanos un aplauso

0
Anterior:

Comienza tu empresa

Emprendimiento: Cómo dar el primer paso hoy El SAT te ofrece una herramienta llamada "visor de ...
Siguiente:

HR Management

¿Cómo construir un equipo multicultural? El SAT te ofrece una herramienta llamada "visor de ...


This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds



This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds

This will close in 0 seconds


This will close in 0 seconds


This will close in 0 seconds