Martes, 7 de Noviembre, 2017

¿Qué es el Comprobante Fiscal Digital por Internet?

Cuando escuchamos la palabra impuestos o SAT, es común, que nos venga a la cabeza un pensamiento desagradable, porque sabemos que seguro van a sacar nuevos mecanismos y esquemas de impuestos que no son nada claros en un principio y que implican costos en las tesorerías de las empresas.

Comenzaremos con el término CFDI, que actualmente está muy de moda al hablar de declaraciones fiscales electrónicas….

¿Qué es CFDI?

CFDI significa Comprobante Fiscal Digital por Internet, también se le conoce como factura electrónica. Este comprobante es digital y debe cumplir con los requisitos establecidos en el art 29-A del Código Fiscal de la Federación (CFF) para que sea un comprobante válido.

Debido a que esta factura es digital y no impresa, ésta es generada por una herramienta electrónica y transferida por vía Internet que es un medio electrónico. De ahí surge el término factura electrónica.

¿Qué tipo de Archivos son los CFDI?

El Sistema de Administración Tributaria (SAT) desarrolló la aplicación electrónica “Servicio de Generación de Factura Electrónica CFDI” para generar los CFDIs. Al introducir la información fiscal solicitada en esta aplicación, para generar un CFDI, se crean dos archivos electrónicos, uno en formato .PDF y otro en formato .XML (código ilegible). El archivo en formato .PDF, contiene toda la información requerida por la autoridad fiscal para ser una factura válida, así como los datos fiscales importantes para el contribuyente de ese periodo. Por el contrario, el archivo .XML es un código ilegible para nosotros, pero es legible para todos los sistemas informáticos del SAT. En este archivo se encuentra toda la información fiscal correspondiente al CFDI, emisor, receptor, en fin, ¡Todo lo necesario para que SAT tenga un mayor control sobre información fiscal de los contribuyentes!

¿Cómo surgió ese comprobante fiscal?

Pero el SAT, ¡ya tenía su as bajo la manga! Ya había establecido los requisitos del CFD (Comprobante Fiscal Digital) en 2010, sin embargo, este esquema de facturación electrónica era opcional, es decir, podían seguir emitiendo comprobantes impresos. El CFD podía ser emitido por medios propios del contribuyente o por medio de un proveedor de generación y envío. Los contribuyentes que emitían CFD debían reportar al SAT mensualmente a través de medios electrónicos.

Y lo que todos temíamos llegó de nuevo, “nuevas reglas”.  En 2011, se implementan nuevas reglas para la facturación electrónica. La nueva factura sería el CFDI, Comprobante Fiscal Digital por Internet, la cual requiere para darle validez, la certificación de un Proveedor Autorizado de Certificación (PAC) de CFDI regulado por el SAT. Afortunadamente, bajo este nuevo esquema de CFDI, ya no sería necesario enviar la autoridad fiscal el reporte mensual de los CFDI.

Durante el 2012 y 2013, el SAT permitía el uso simultáneo de CFD y CFDIs, siempre y cuando cumplieran cada uno con los requisitos impuestos por la autoridad fiscal. Asimismo, el SAT dio la facilidad de expedir CFDI sin necesidad del Proveedor Autorizado de Certificación (PAC), siempre y cuando se emitieran a través de la aplicación “Servicio de Generación de Factura Electrónica CFDI” ofrecida a través de la página electrónica del SAT.

¡Y el día de la imposición llegó!  El 1 de enero del 2014 fue el día en que el esquema de facturación electrónica a través del CFDI fue obligatorio para todos los contribuyentes, anulando la validez del esquema anterior.

¿Cómo valida electrónicamente el SAT un CFDI?

A partir de 2014, todos los empleadores también están obligados a expedir y a entregar recibos de pago (nómina) bajo las mismas características de un CFDI. De esta manera, los recibos de nómina son también CFDIs y necesitan la certificación de un Proveedor Autorizado de Certificación de CFDIs (PAC), a este proceso de certificación se le conoce como timbrado de recibos de nómina. Al momento de certificar el CFDI se le asigna un folio y el sello digital del SAT. Este sello digital es  el Timbre Fiscal Digital y  da la validez al CFDI.

¿Cuáles son los requisitos para generar un CFDI?

Para emitir los CFDIs, la empresa debe tener vigente la FIEL (Firma Electrónica Avanzada) y tramitar ante el SAT un Certificado de Sellos Digitales que será usado para cada una de las facturas. El proceso de facturación y certificación (o timbrado) puede hacerlo el mismo empleador utilizando la aplicación que el SAT pone a disposición de los contribuyentes para emitir y certificar CFDI. Esta herramienta está disponible en la página electrónica del SAT y es gratuita, pero honestamente es un proceso lento y resulta insuficiente e ineficaz para las empresas que emiten muchas facturas electrónicas al mes. Por esta razón existen los Proveedores Autorizados de Certificación (PAC), cuya función es precisamente brindar los servicios de emisión y certificación de CFDI a través de un software especializado que hace más ágil y eficiente el proceso.

Para evitar sorpresas el camino, el SAT recomienda sólo contratar a Proveedores Autorizados de Certificación de CFDI confiables, para lo cual emite recomendaciones de contratación y una lista de los Proveedores autorizados a través de su página electrónica.

Más Artículos...
Más Artículos...